12 de octubre de 2012

Lo paran por saltarse un semáforo en rojo y confiesa haber matado a su novia

En un barrio residencial de Montauban (Francia), un joven de 20 años fue interceptado por oficiales que le recriminaban haber pasado un semáforo en rojo. El muchacho, que aún estaría en estado de shock, les confesó que acababa de matar a su “amiga”, según fuentes cercanas a la investigación. 

El presunto asesino fue encarcelado de manera preventiva mientras la policía investiga las circunstancias de la muerte de su amiga, de 22 años, en una calle de un suburbio a orillas del río Tarn.  

Según el diario francés LaDepeche, la víctima murió tras recibir múltiples puñaladas y aunque llegó la asistencia médica cuando seguía viva, había perdido mucha sangre y no sobrevivió. 

La prensa local afirma que el joven detenido es un carnicero desempleado y que habría llamado a su padre para decirle que había asesinado a su novia. El familiar fue quien alertó a la policía. 

Tras el asesinato, el sospechoso huía en su automóvil hasta la población de Bressols, cuando fue detenido por pasar con el semáforo en rojo. Los gendarmes le preguntaron si sabía por qué lo detenían y el joven respondió que era porque había matado a su “amiga”.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Paginas